INMIGRANTES CHINOS EN ESPAÑA/ Maricarmen Delfín

En la actualidad la República Popular de China se ha “puesto de moda” en todo el mundo, diariamente vemos, escuchamos, comemos o usamos algo relacionado con los chinos, han llegado a casi todos los rincones del planeta logrando expandir sus negocios y su cultura en una especie de invasión sutil que hemos aceptado inconscientemente, gracias a la astucia y tenacidad que caracteriza a este pueblo.

Y qué decir de ellos en estos días, que han tenido en sus manos la estabilidad económica de la gran mayoría de los países y por ende seguimos teniendo esa dependencia forzada con la nación cuna de los guerreros de terracota.

Al hablar de China en seguida viene a la mente sus exportaciones, sus manufacturas, su comida y la influencia que de unos años a la fecha ha tenido una de sus doctrinas, el Feng Shui, que mucha gente de nuestro país adoptó como propia y sigue sus rituales al pie de la letra como la cura maravillosa para todos los inconvenientes diarios. Los restaurantes y locales que venden comida típica de esta nación han proliferado como quien avienta un puño de arroz al velo de la novia, se extienden y llenan hasta el último rincón de centros comerciales y grandes avenidas, no dejando un solo hueco sin ocupar.

Las grandes tiendas y hasta el comercio más modesto  ofrecen entre todos sus productos muchos de origen chino que desafortunadamente aceptamos por la semejanza física con los que acostumbramos consumir pero con la desventaja de su dudosa calidad, pues como ya es sabido, los chinos son expertos en copiar todo lo que se pueda copiar y apropiarse de manufacturas que no tengan un registro de origen como lo hemos comprobado con las copias mal hechas de símbolos emblemáticos para los mexicanos como la bandera nacional y la virgen  de Guadalupe, además de platillos típicos y obras literarias y artísticas registradas allá.

En cuanto a la fabricación de ropa, calzado y accesorios, China se pinta sola para surtir al mundo con grandes volúmenes de ellos, ya sea copias muy bien hechas de las marcas originales o con marcas propias de este país quitando mercado a fabricantes locales y nacionales pues no pueden competir con los bajos costos que los coterráneos de Mao ponen a sus mercancías y que favorecen sus exportaciones.

El video documental El secreto de los nuevos ricos, los chinos, es un trabajo hecho por Hebe Schmidt, en él nos presenta un panorama de la vida de algunos comerciantes y empresarios de origen chino asentados en Madrid desde hace varios años, algunos nacieron aquí, otros llegaron con sus familias de muy pequeños y otros más migraron para estudiar y se quedaron a vivir en España.

Se compone de una serie de entrevistas a dichos ciudadanos que tienen cada uno diferentes tipos de negocios, desde los que se pueden considerar “pequeños” hasta grandes empresas con todo un equipo de empleados o colaboradores, la mayoría del mismo origen chino, como estéticas, pastelerías, papelerías, agencias de viajes, exportadoras, editoriales y otros más con igual grado de éxito.

De acuerdo a sus datos estadísticos en Madrid hay casi 191 mil personas de nacionalidad china, pero la muestra que ofrece esta investigación es mínima, lo cual no es representativo de la situación real del grueso de la población asiática asentada aquí. El cuestionamiento es repetitivo, son las mismas preguntas sobre el mismo tema a los entrevistados, con respuestas similares, reflejando la satisfacción que produce a todos ellos una vida exitosa moral y económicamente.

La muestra de entrevistados es elitista pues claramente se percibe que son personas de nivel económico elevado, empresarios todos con éxito y prosperidad debido al buen manejo y su atinada administración, con una visión muy clara de lo que se debe hacer para alcanzar la estabilidad y el lugar privilegiado del que gozan ahora.

En este estudio queda claro que aunque es mínima la muestra tomada para tal fin, la característica que distingue al pueblo chino es la perseverancia, no cejan en su empeño por alcanzar la meta propuesta, por lograr de una u otra manera su objetivo de progreso. Además son solidarios con los de su raza pues al elegir a su personal se inclinan por los emplear primero a sus coterráneos.

No se sabe realmente en que situación y en qué condiciones económicas, sociales y emocionales se encuentra el resto de la población de origen asiático que también tienen a España como su segundo hogar, si son tan exitosos y felices como los entrevistados, si tienen la aceptación de la población española, si sus hijos cuentan con oportunidades de educación, alimentación y salud, y si todos están este país por las mismas razones de los citados en el documental.

Podemos concluir que el video-trabajo de la investigadora no es exacto en muchos de sus puntos, no da una fecha exacta de elaboración y busca mostrar una visión positiva y una justificación a la existencia de la comunidad china en España, borrando el concepto y la imagen que ellos mismos han reflejado ante el mundo, reconociendo que el que persevera alcanza.

Imagen: Internet, chinalati.com

Anuncios

Publicado por

Revista Los escribas

Noticias, Cultura y Sociedad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.