“El hombre y la cultura” / Por Isidoro A. Gómez Montenegro.

 No quiero una vida serena, No la desea mi alma tempestuosa, La quiero colmada de combates En pos de un objetivo excelso… El hombre no está solo, está relacionado con otras personas, su actividad forma parte de esas relaciones. La relación social es una forma exterior original, ya sea en actividad conjunta o en comunicación oral, incluso en pensamiento, constituye la condición necesaria y específica del hombre en la sociedad. Estos elementos son necesarios en la formación del niño y llevan en sí objetos y fenómenos que registran avances del desarrollo en cultura material y espiritual de la humanidad, de este modo, la relación social constituye la segunda condición obligatoria de la simulación, su “mecanismo” por decirlo así. Expresaré esto de otra manera. El progreso de desarrollo histórico y capacidad humana, no se da simplemente al hombre por fenómenos objetivos de cultura material y espiritual, sino que se hallan en ellos. Poseer estos avances, convertirlos en capacidades propias, en “órganos de individualidad” el niño y el hombre deben estar en relación con el mundo circulante a través de otras personas, es decir en relación con ellas. En el proceso de educación se aprende a actuar adecuadamente; tiene variadas formas; al comienzo, en la etapa temprana del desarrollo de la humanidad. Sin él los avances de desarrollo social histórico a la siguiente generación no serían posible; por lo tanto se detendría su continuidad. Cada nueva etapa en el desarrollo de la humanidad y de ciertos pueblos planea inevitablemente una nueva etapa en la generación siguiente, se prolonga el tiempo que la sociedad le dedica a la enseñanza, surgen nuevas instituciones docentes, la enseñanza adquiere otras formas de especialización, con ello la profesión del educador, del maestro se diferencia. Los programas de enseñanza son más completos, se perfeccionan, se desarrolla la pedagogía, esto demuestra la íntima ligación entre proceso y progreso educativo, un nivel general de desarrollo histórico de la sociedad, el desarrollo de la educación se puede determinar en económico y cultural. Nuestra tarea consiste en indicar la función de la educación en el amplio sentido que ejerce en el desarrollo de la humanidad, podemos imaginar los descubrimientos inagotables del desarrollo humano, la técnica creada por el hombre, técnica que se ha elevado en decenas de miles de veces en la potencia física e intelectual del hombre, pero no todas éstas conquistas están al alcance. Hay quienes se confrontan a la evolución biológica y al progreso histórico, a la propia naturaleza del hombre, ésta desigualdad entre personas no radica en diferencias naturales, las crea la discrepancia económica y clasista entre la gente y el progreso, en la personificación del conjunto de capacidades de naturaleza humana formada por el desarrollo histórico, la desigualdad cultural se manifiesta de manera radical si tomamos en cuenta a la humanidad (según J.Kerent, Lawrens, G. Smith) por eso la concentración de cultura mundial se reforzó de tal manera que algunos países se convirtieron en sus representantes, mientras que en otros se subyugaron, el resultado fue: Las relaciones entre los países no se desarrollaron bajo los principios de igualdad, colaboración y ayuda mutua, sino bajo el dominio del fuerte sobre el débil. El futuro del hombre es maravilloso y está más cerca de lo piensan los que confían en los cambios de la naturaleza biológica, éste futuro en nuestros días es visible, es el amanecer de la historia, el hombre no nace dotado de todas las conquistas históricas, ni del desarrollo de generaciones humanas, no se halla encarnado en el hombre ni en sus gérmenes innatos, sino en el mundo que los circunda, en grandes creaciones de la cultura humana, por lo tanto el problema real no consiste en la capacidad o incapacidad de la gente de asimilar adquisiciones de cultura, de hacerlas accesibles a su individualidad y contribuir al progreso con su aportación, esto nos dice que el hombre y los pueblos consigan la oportunidad de marchar por el camino del desarrollo sin limitaciones, este objetivo se ha planteado la humanidad progresiva. Los mejores pensadores de la humanidad soñaron con ello y esperaron a los hombres del futuro, “Yo sé, _dijo un gran humanista y escritor M. Gorki, no será la simple existencia, sino el servicio al hombre cuya imagen se elevará en lo más alto; para los hombres libres todas las alturas serán asequibles, se vivirá en libertad y los mejores serán aquéllos que con más fuerza abracen al mundo y lo amen. ¡Grande será la gente de ésta vida!””

Pintura: Sueño de una tarde de Diego Rivera

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.