NOBEL DE MEDICINA 2017 A LOS DESCUBRIDORES DEL RELOJ BIOLÓGICO INTERNO DEL CUERPO / Por Alberto Calderón P.

 

Jeffrey C. Hall, Michael Rosbash y Michel W. Young ganan el Premio Nobel de medicina este 2017 por su trabajo que consistió en descubrir los mecanismos moleculares que controlan el ritmo circadiano. Otorgado por el Instituto Karolinska de Estocolmo, Suecia.

 

¿Que es el reloj biológico del cuerpo humano?

 

En términos generales podemos decir que todos los seres vivos contamos con una orientación temporal, no se trata de un mecanismo que funcione con la exactitud de un reloj contando los minutos y segundo para cada acto importante de la vida como comer y dormir pero si de un conjunto de funciones orgánicas vinculadas al ritmo de nuestro quehacer cotidiano.

 

Un ejemplo claro es cuando es el medio día y nuestro organismo comienza a sentir hambre y lo mismo pasa en la noche cuando nos da sueño. Nuestro reloj biológico realiza de forma rutinaria ciclos para nuestras diversas actividades con cierta cantidad de horas un tanto flexibles, en ello van desde la temperatura corporal, el ritmo cardiaco, el funcionamiento cerebral que de alguna forma están encadenadas al reloj biológico de nuestro cuerpo.

 

Los cambios en reloj biológico generan desequilibrios en nuestro organismo, un ejemplo de ello es la cafeína que en forma concentrada como un café expreso retrasa la inducción al sueño alterando nuestro reloj interno.

 

En el caso de los científicos ganadores del Nobel este año descubrieron que los seres vivos portan en sus células un reloj interno que se encuentra sincronizado con las vueltas del planeta cada 24 horas y muchos de los fenómenos como las horas, el día o la noche tienen un ritmo igual que al de la rotación.

 

Estos fenómenos se vienen estudiando desde el siglo XVIII cuando el astrónomo francés Jean-Jaques D´Ortus observó que una especie de plantas que abren sus hojas durante el día al ponerlas en una habitación oscura lo mismo hacían, repetían el ciclo abriendo y cerrando no importando que no hubiera luz solar.

 

Existen muchas investigaciones posteriores con seres vivos, lo importante es que gracias a estos científicos hoy sabemos que existen células de un reloj interno y sería bueno que retomáramos el habito de hacer nuestras rutinas diarias sin tratar de alterar ese reloj interno que puede ser la causa de enfermedades asociadas a nuestro ciclo de vida.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s