POR RAZONES DE ESTADO / Por Lilitt Tagle

Desde lo alto, como el rayo,

pinto luces en la noche

con crayolas de diamante.

Desde lo alto miro al sol

secuestrar las sombras,

las calles, los ánimos anónimos

de mi ciudad natal.

Los caseríos,

mariposas moribundas,

agitan puertas y cobijas.

Las buganvilias trepan

a los tejados

para atrapar la luna. 

Debería decir que no me corresponde

decir cómo se ven las cosas

desde lo alto

porque hace ya mucho tiempo

que no subo más de dos peldaños.

No debería decir que 

mi sonámbula voz

se escucha hasta la cima.

Eso dicen quienes han subido

más allá de los dos peldaños

que me están permitidos

por razones de estado.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.